Estas tres ilusiones ópticas te harán dudar de la realidad

Estas son las tres ilusiones ópticas que ganaron como las mejores del año. (Foto: Captura de YouTube)

Estas son las tres ilusiones ópticas que ganaron como las mejores del año. (Foto: Captura de YouTube)

Las ilusiones ópticas creadas por los ganadores del Best Illusion of the Year Contest  (premios que celebran el ingenio y la creatividad de lo más destacado del año) podrían hacerte dudar de la realidad. 

El tercer puesto lo obtuvo Dynamic Müller -Lyer el artista visual italiano, Gianni Sarcone que creo una serie de líneas que crecen y decrecen. 

La realidad es que las líneas no se hacen ni más grandes, ni más pequeñas, lo que demuestra que un segmento puede parecer visualmente más largo o corto dependiendo del sentido de las flechas en sus extremos como vemos a continuación en este video. 

Esto se debe a un fenómeno fisiológico, en el que nuestra atención se distrae por el campo receptivo de las cabezas de la flecha en forma de V, y como consecuencia se produce un cambio ilusorio o exterior en los extremos de la línea. 

Segundo lugar

El segundo puesto lo obtuvo: la obra Sky Blue Café Wall Ilusión, con una serie de franjas que parecen estar dispuestas de forma irregular. Sin embargo, todas son de forma horizontal y perpendiculares entre sí.

Esta como otras ilusiones juegan con el cerebro y han provocado confusión entre los internautas que intentan encontrar la verdad detrás de la imagen.  

 

Primer lugar 

El primer puesto en las ilusiones del año, lo obtuvo la obra de los ingenieros Hedva Spitzer, Niv Weisman y Dana Rearosh con un fondo que aparentemente es homogéneo, pero que en realidad en el fondo esconde unos conejos o una figura bailando. 

De acuerdo con los creadores de la ilusión, esto es posible porque “los objetos y los fondos fueron creados parpadeando y apagando los píxeles, la única diferencia se traduce en las propiedades temporales, donde jugamos con fenómenos estadísticos, formas y tamaños”.

  • TAMBIÉN TE PODRÍA INTERESAR: 

Con esta obra se demuestra que lo conseguido por los ingenieros provoca que los circuitos del cerebro del movimiento y de la forma son capaces de ayudarnos a interactuar para interpretar los objetos que tenemos a nuestro alrededor. 

Este es el video: 

 

 

* Con información de es.gizmodo.com

09 de octubre de 2017, 17:10

cerrar